Mashup 01: Ensalada.

 

 

Vivimos apropiándonos de elementos preexistentes. Esta obra es la primera de una serie, Mashup, que se propone reflexionar sobre el asunto de la apropiación como estrategia creativa. Algo que siempre se usó bajo diversos nombres más o menos eufemísticos, y que a partir de la década de los 80 del pasado siglo define toda una corriente artística aún en pleno vigor: el Apropiacionismo.

 

En la música popular contemporánea estas prácticas se han aglutinado bajo la denominación de “cultura remix”, y aunque los resultados sonoros de ellas no aporten gran novedad en sí mismos, sí que ponen de manifiesto un cierto nuevo modo de apropiacionismo abierto a todos gracias al avance de las nuevas tecnologías. Internet y numerosos modelos de software más o menos libre permiten a cualquier consumidor de música apropiarse de ella para manipularla a su antojo; es lo que se conoce como “prosumo”. A menudo este tipo de creaciones vulnera los tradicionales conceptos de autoría, y esto suele incurrir en ilegalidad; pero de forma curiosa los productos ilegales de estas prácticas son luego reabsorbidos por la industria musical, y luego vueltos a mezclar, y así sucesivamente alimentando un continuo feedback comercial.

 

Mi intención con esta serie de obras es explorar los límites de estas prácticas pero con fines exclusivamente artísticos, ¿cuál es el sentido de un mashup no comercial? Tal vez llegar a un callejón sin salida, o tal vez abrir puertas nuevas a nuevos territorios.

 

Como punto de partida de la serie, elaboro una mezcla de mis propias obras que comprime en diez minutos 21 años de vida creativa. Mashup 01: Ensalada es un ejercicio autobiográfico en el que mi memoria emocional sirve de hilo conductor a la superposición sincrónica y diacrónica de mis creaciones, concretamente de aquellas en las que la voz humana tiene una presencia fundamental.