Quinteto para caminar soñando. Homenaje a Luigi Nono.

1. Il pianto sospeso.

2. Feuer Himmel.

3. Contrappunto siderale alla mente.

4. Onde serene.

5. Sturm mit mir bist Du.

 

Dedicada a Javier Villafuerte

 

Conocí a Luigi Nono en Granada pocos meses antes de su muerte. No he podido olvidar su conferencia en el Hospital Real porque fue uno de los momentos que más influyó en mi posterior orientación a componer. Él hablaba de forma atropellada y confusa en un dialecto veneciano ininteligible a la vez que paseaba y tiraba hojas escritas (¿partituras?) por todo el suelo. Pero una frase sí que se entendía, y reaparecía en su discurso una y otra vez como si fuera un leitmotiv wagneriano: Caminante no hay camino. Hay que caminar. Y entonces le brillaban los ojos.

 

He procurado caminar mucho desde entonces y siempre que he podido, también como él sugirió en su última obra, he procurado caminar soñando. A él dedico este quinteto, sin pretensión alguna de emular su lenguaje pero sí traduciendo a mi manera las emociones que siento al oír su música. Mi más sincero agradecimiento, Luigi, donde quiera que estés.